Burkina Faso: los esfuerzos del trabajo de incidencia de la coalición nacional (CN-EPT / BF) están ya dando sus frutos

En el 2018, la Coalición Nacional de Educación para Todos (CN-EPT/BF) de Burkina Faso centró su trabajo de incidencia en el acceso, la retención escolar y el desempeño de las niñas en las escuelas y en la necesidad de una asignación más substancial de recursos destinados a la educación. Estos temas fueron el foco de varias reuniones celebradas con el Comité de la Educación de la Asamblea Nacional, el Ministerio de Educación Nacional, la Promoción de las Lenguas Nacionales (MENAPLN) y el Ministerio de Economía, Finanzas y Desarrollo.

La recopilación y análisis de datos, las reuniones con las autoridades y socios técnicos y financieros, las campañas de sensibilización a través de los medios de comunicación y la participación activa en reuniones clave sobre el tema de la educación, fueron algunas de las acciones que CN-EPT / BF puso en marcha durante el 2018, con el fin de ayudar a mejorar el acceso de las niñas a la educación y al incremento del presupuesto educativo. Los esfuerzos de incidencia con otras partes interesadas favorecieron a la hora de abordar algunas de las disparidades existentes en la educación entre niñas y niños. Por tanto, de acuerdo con los datos estadísticos del Ministerio de Educación Nacional y Promoción de Idiomas Nacionales (MENAPLN), el porcentaje de matriculación en la escuela primaria de las niñas aumentó del 89.0% en 2017 al 90.9% en 2018 a nivel nacional (lo que supuso un aumento del 1.9%). Durante el mismo período, el porcentaje de finalización de los estudios primarios de las niñas también aumentó de 64.3% a 67.6 (lo que representa un aumento de un 3.3%). Si bien los indicadores de matriculación muestran una menor disparidad entre niñas y niños en la educación primaria, la coalición señaló que no se tuvieron en cuenta las disparidades que había entre las regiones por un lado y entre las áreas rurales y urbanas por el otro.

La coalición utiliza los datos recopilados por los grupos de incidencia establecidos con el apoyo del Fondo Regional de la Sociedad Civil para la Educación (FRESCE) para resaltar los factores que perpetúan la desigualdad de género en la educación de Burkina Faso. Estos factores son generalmente socioculturales (matrimonio infantil, división del trabajo según el género, analfabetismo de los padres, etc.), económicos (pobreza del hogar, trabajo infantil, especialmente en los sitios que tienen explotación de minas de oro, el bajo impacto de la educación fuera del sistema escolar) y educativos (prácticas perjudiciales para las niñas, distancia entre las estructuras educativas y los hogares de los padres, violencia en las escuelas, etc.) pero también cabe destacar que son factores relacionados con la sexualidad (falta de información sobre la menstruación, manejo deficiente de los problemas de la sexualidad, embarazos precoces y no deseados, etc.).

Existe la necesidad de tener una asignación presupuestaria mayor que tenga en cuenta las cuestiones de género; un problema que se hallaba en el “corazón” de las actividades de incidencia de la coalición en el 2018. El análisis de las asignaciones presupuestarias del ministerio muestra que el sector educativo nacional recibirá la mayor parte del presupuesto en el 2019, con una cifra de CFAF 431,812 mil millones en comparación con los CFAF 422,005 mil millones del presupuesto inicial de 2018. Este presupuesto representa el 23.69% de las asignaciones presupuestarias en 2019 comparado con el 20.00% del 2018.

Para la coalición CN-EPT / BF, la educación de las niñas es uno de los medios más efectivos de desarrollo, no solo para ellas, sino también para sus familias, sus comunidades y la sociedad en general. Este tema sigue siendo un elemento crucial en el derecho a una educación inclusiva de calidad para todos.



Deja un comentario